perfil en facebook

9/09/2016

El misterioso asesinato de Flor Alba Núñez


Santiago Villarreal Cuéllar

Aquella mañana del jueves 10 de septiembre, quemante por los rayos solares, visitaba la plaza de mercado de Pitalito, cuando pasadas las once y media corrió la noticia de boca en boca sobre el asesinato de una periodista ocurrido cerca de allí. Decían que había sido a la entrada de la Emisora La Preferida. Corrí para el lugar, encontrando la vía cerrada y atestada de gente. Desde una esquina de la calle pude ver la hermosa Flor Alba Núñez Vargas, tirada sobre el piso de la entrada del edificio de la emisora. Un extraño estremecimiento recorrió todo mi cuerpo. No podía creer que una joven con tanta belleza, profesionalismo, dinamismo y espíritu emprendedor, hubiera muerto. Pero no cualquier muerte. Vil y cobardemente asesinada. ¿Qué mente perversa se le ocurrió atentar contra la vida de esta acuciosa mujer? ¿Fue por iniciativa propia del asesino o recibió el encargo?

La campaña del actual alcalde Miguel Antonio Rico, en su propia voz, posteriormente manifestó no estar involucrada en este terrible hecho. ¿Por qué esta misteriosa prevención? ¿Quién lanzó acusaciones contra el hoy alcalde de los laboyanos? Curiosa actitud de un candidato que de inmediato recibió todos los dardos venenosos de otras campañas para desprestigiarlo. A partir de allí las campañas para la alcaldía se tornaron turbias y se pasó de los argumentos programáticos a la cizaña y la calumnia recíproca. Y ni qué decir de los corrillos callejeros. La gente señalaba, especulaba, calumniaba y desprestigiaba. ¿Fue premeditado su asesinato en plena campaña electoral o pura coincidencia? Continúa siendo un misterio todo este drama que conmocionó la región, fue noticia mundial y clavó una dolorosa puñalada en el núcleo de la familia Núñez Vargas, cuyo tormento aún no se amortigua.


A un año de su cruel asesinato, la justicia parece patinar a la hora de descargar su peso, que al principio fue todo un show. Hoy elevamos al unísono un solo grito: que se haga justicia y no haya impunidad.          

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario