perfil en facebook

9/23/2016

Curas y pastores en contra de la paz


Santiago Villarreal Cuéllar

“Bienaventurados los pacificadores, porque ellos serán llamados hijos de Dios.” Mateo 5:9; “La paz os dejo, mi paz os doy. No como el mundo la da, yo os la doy. Que no se turbe vuestro corazón, ni tenga miedo.” Juan 14:27; “Porque el reino de Dios no es comida ni bebida, sino justicia, paz y gozo en el Espíritu Santo. El que así sirve a Cristo, agrada a Dios y es aprobado por los hombres. Así que sigamos lo que contribuye a la paz y a la mutua edificación.” Romanos 14:17-19; “Pero yo os digo a vosotros los que oís, amad a vuestros enemigos, haced bien a los que os aborrecen.” Lucas 6:27. Cito estos pasajes bíblicos cuya esencia es la verdadera doctrina que predicó Jesucristo hace dos mil años y sobre la cual se edificó la Iglesia Católica, y las demás escisiones protestantes llamadas cristianas. Las transcribo textualmente porque me preocupa escuchar algunos sacerdotes católicos y pastores protestantes, predicar a sus feligreses invitándolos a votar por el NO, en el plebiscito del próximo dos de octubre.


Ellos están en todo su derecho de votar a conciencia por la opción que deseen. Pero invitar a sus correligionarios transgrediendo las enseñanzas de Cristo, me perece herejía. Es comprensible que esos sacerdotes católicos, no les interese la paz. Ellos no tienen hijos para entregar a la guerra. Viven cómodamente en sus parroquias y nunca han sufrido los rigores del conflicto, salvo algunas excepciones. Pero deben pensar en sus seguidores cuyas familias sí tienen hijos que pueden perecer en esta guerra absurda. Quizá algunos añoren sus antecesores de los años cincuenta del siglo pasado cuando predicaban que matar liberales no era pecado y patrocinaron el “chulavismo.” No comprendo qué motiva a los predicadores protestantes oponerse a la paz. Pero me consuela que los colombianos ya no hacen mucho caso a las predicas de sus pastores, y ojalá en esta oportunidad actúen a conciencia votando por el SÍ.           

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario